Buscar este blog

sábado, 30 de enero de 2016

CLAUDIA SALVATIERRA - COMENTARIO A UN ARTÌCULO DE SYGMUNT BAUMAN Por: CLAUDIA ELENA SALVATIERRA - ACERCA DEL POPULISMO -

Claudia Elena Salvatierra


COMENTARIO A UN ARTÌCULO DE SIGMUNT BAUMAN  Por: CLAUDIA ELENA SALVATIERRA

Muy interesante artículo. Un combo valioso de ideas sobre diversos temas. y en particular sobre el populismo, que es uno de los temas sobre los que responde en la entrevista Bauman y de lo cual tanto se habla hoy, en todos los debates políticos en los medios, etc., sobre todo como una amenaza la democracia, me permito hacer una reflexión, en sintonía con la nota.
Tal como tan claramente lo manifiesta Bauman, hablar de populismo es hablar de una forma de pensar y ver el mundo trasladando esa idea a una una ideología.

Por eso podemos encontrar ideas populista en ideologías reconocidas como de izquierda como de derecha, lo cierto, es que la idea de populismo ha ido mutando a lo largo de la historia, para convertirse en un fenómeno multifasético, aunque siempre relacionado a la idea de la reinstalación de un nuevo orden que reconozca mayores derechos a quienes màs lo necesitan con un intérprete de ésa día, fuerte, un verdadero líder, capaz de movilizar a las masas tras ésos derechos.

Por efecto de la prensa, hoy el populismo o ser populista, ha pasado a ser cualquier cosa, pero básicamente es utilizado como una acusación para desacreditar a un adversario, cuando reitero, hablar de populismo no es hablar de una ideología, sino hablar como la gente común, reconocer sus derechos, reclamar el acceso a la igualdad, etc. desde lo político, como también defender nuestra música, costumbres, etc. desde lo cultural.

Asi también en economía se tilda de populistas a quienes priorizan el crecimiento y la distribución de ingresos por sobre los riesgos de la inflación y la reacción de los agentes económicos frente a políticas que afectan el mercado y también es populista quien no es amigable con los empresarios.

Recuerdo haber leído en un artículo que ponía como ejemplo que Obama era acusado de populista por decir que le gustaría que los millonarios paguen un poco màs de impuestos, lo mismo que a Hilary Clinton porque dijo que el Congreso debía enfocarse en la creación de empleo y en los ingresos de las familias de clase media.


De hecho, solo se trata de concebir al populismo desde la ventana en que se mira y como dice Bauman el populismo no es siempre malo, sino màs bien es necesario que ideas populistas existan en todas las ideologías que permitan establecer el equilibrio y el acceso a los derechos que muchas veces en gobiernos puramente liberales es difícil concebir.